10 años desde Malviviendo

El 24 de noviembre de 2018 se cumplieron 10 años desde el nacimiento de una de las web series españolas más vistas de internet: Malviviendo.

Hablamos de un show que según su creador, David Sainz, comenzó con 40 euros. A pesar de sus humildes orígenes, se las arreglaron para contar con un elenco de actores no profesionales y cameos gratuitos de personajes de la talla del rapero Zatu o de Jorge Cadaval (los Morancos).

Así pues, destaca cómo un proyecto tan modesto ha llegado a convertirse en una serie de culto para los jóvenes españoles. Por eso, desentrañaremos los componentes de la serie y su recorrido para comprender su éxito.


PUBLICIDAD


Sinopsis de Malviviendo

Jesús Blanco, alias Negro, es un gorrilla procedente de Canarias que vive en el barrio de los Banderilleros (Sevilla). Allí sobrevive a duras penas junto a sus amigos: Kaki, un ex-militar paralítico obsesionado con los melones (la fruta, porque es fitofílico); Zurdo, un camello patoso y Postilla, un ladrón narcoléptico.

Conviven día a día con prostitutas, proxenetas, politoxicómanos aún mas drogo-dependientes que ellos mismos, policías corruptos… Así, crean y se rompen vínculos de amor o amistad con sus vecinos, en ocasiones delinquen o traman complicados planes para conseguir lo que quieren, todo por intentar levantar cabeza.

Personajes

  • Negro (Jesús Blanco): llegó a la península para estudiar la carrera, pero terminó por dejar los estudios de lado. Vive en una caravana que se ha costeado con las ganancias de «ayudar» a aparcar a las personas y «proteger» sus coches. Jesús es un joven aficionado al cannabis y a las tardes de litro y parque con sus amigos. Con el tiempo, y tras una serie de reveses, acaba por decidirse a encauzar su vida.
  • Zurdo (Raúl Antúnez): su coordinación brilla por su ausencia, así es como se ganó su mote. A parte de tirar 2 de cada 3 cosas que quiere coger y tropezarse con sus propios pies, Raúl se gana la vida como traficante de drogas, osea, que es el camello del barrio. Es un chico de pueblo, que tiene especial fijación por las chicas menos agraciadas (o al menos bajo la opinión de sus amigos). Su coletilla representativa es: «ni uno, ni dos, ni tres… sino tres…»
  • Kaki (Miguel Jerez): era militar, ahora vive en una casa de las afueras rodeado de sus melones. Es paralítico y tiene muy mal temperamento, sobre todo si le ofreces ayuda. Su lesión proviene de una temporada que pasó en la cárcel. Ingresó en prisión por participar en peleas clandestinas durante sus años en el ejercito.
  • El Postilla (Domingo Pardo Rosas): se gana la vida robando, profesión poco acertada teniendo en cuenta su enfermedad. La narcolepsia es un contratiempo muy desagradable cuando intenta huir o llevar a cabo alguna fechoría. Lleva años fugado de casa.
  • El Rata: ocupaba la posición del Negro antes de que llegara de Canarias, pero llevaba tiempo desaparecido. Era el cuarto amigo de la pandilla, pero él y Negro, lejos de competir por la amistad del grupo, entablan una buena relación. Se gana la vida como puede, haciendo diversos trabajo de todo tipo, sobre todo ilegales. Es un personaje misterioso, poco se sabe de él.
  • Otros personajes: inspector Robledo, María Antunez, Mateo, Milagros, Luisito, el Puto…

Popularidad de Malviviendo

La serie cuenta con más de 118 millones de reproducciones en su canal y decenas de premios nacionales e internacionales, entre ellos: Mejor Comedia Roma Web Awards, Premio del Público a la Mejor Webserie Marseille Web Fest, Mejor Obra Audiovisual para Internet Asecan 2013 y Mejor Dirección Festival Cinema Girona.

A pesar de esto, David Sainz asegura que han tenido más éxito que dinero. En línea con esto, Teresa Segura, productora, afirma que «la plataforma web no es un modelo rentable, pero es un desahogo para los creadores».

Han ido poco a poco, con pasos afianzados, y aunque han obtenido mucha fama, aún no han dado «el pelotazo» económicamente, pero sí han conseguido vivir de lo que les gusta, que es el mundo audiovisual.


PUBLICIDAD


Por supuesto, no resulta ninguna sorpresa, y más teniendo en cuenta el limitado presupuesto de la serie, decir que Malviviendo no ha contado con ningún tipo de campaña compleja de marketing o de publicidad agresiva.

La web serie se popularizó en gran parte por el boca a boca, aunque también terminó por ser protagonista de artículos en blogs, foros y series que aplaudían el trabajo bien hecho de los creadores. Cuando la serie ya iba por su segundo capítulo, abrieron una cuenta de Paypal (no existía el crowdfunding por aquella época) para que los fans donasen voluntariamente. De esta forma, terminaron la primera temporada con un presupuesto más elevado, llegando a los 2.000- 3.500 euros, aún así, el equipo no pudo obtener remuneración.

Más tarde, se valieron de entrevistas en la televisión y de la venta de camisetas, álbumes, pegatinas… para promocionar la serie. Por otra parte, también obtuvieron el apoyo de empresas como Canna o del proyecto Qualid y lograron obtener presupuesto suficiente como para seguir mejorando la serie. Es en este momento cuando cierran su cuenta de Paypal porque:

Nosotros consideramos que no es el público quien debe pagar, sino el canal o la plataforma – Teresa, productora y actriz.

Así, comienzan a rodar episodios más largos, de mayor calidad y con ideas más ambiciosas. Los capítulos terminaron teniendo un coste aproximado de unos 10.000 euros. Teresa, asegura haber recibido ofertas desde la televisión pero las rechazaron por considerarlas irrisorias, teniendo en cuenta que un capítulo de Malviviendo en la pequeña pantalla podría haber tenido un coste de unos 400.000 euros aprox.

Cabe destacar que nunca aceptaron ninguna financiación que modificara el guión o el espíritu de la serie. Siempre se han mantenido fieles al proyecto que les dio a conocer.

Legado de Malviviendo

Cuando Malviviendo acabó, los creadores no se quedaron ahí, para empezar, en el séptimo capítulo de la primera temporada nace Diffferent Entertainment, empresa que se dedica a la producción de material audiovisual como videoclips, series, publicidad… De hecho, realizaron una serie llamada Entertainment, en formato de falso documental,  que contaba la historia de los integrantes de la web serie tras el fin de esta.

En ella, siguen siendo importantes los cameos, como los de los propios actores de Malviviendo o habituales como José Antonio Pérez (Niña repelente). Además, como David Sainz prometió durante varios capítulos y fuera de la serie, terminó por publicar un libro con la esperada historia de Forme, el personaje de malviviendo que pocos conocieron.

Por si esto fuera poco, gracias al éxito de la serie, Malviviendo es una carta de presentación y una prueba de que su creador es uno de los «show runners» más creativos de España, por eso tiene otros proyectos entre sus manos como «Mambo» la comedia musical en la que colaboran la productora y RTVE; y su grupo Lomo, en el que canta junto a Pablo Nicasso y con quien ha sacado temas tan divertidos como «The fakin villancico«.

Por otra parte, Diffferent también ha tenido repercusión en la industria musical, empezando cuando uno de los famosos colaboradores de la serie, Zatu, decidió homenajear su despedida con una canción que es, a su vez, otro homenaje hacia el difunto Bob Marley. «Malviviendo» (así se llama también la canción) es un tributo a «No woman no cry» en el que se despide de la serie y sus personajes, menciona sus capítulos y esboza los detalles principales de la trama. La buena relación con el rapero se cristalizó, también, en la dirección por parte de Diffferent del videoclip de la canción de SFDK, «Sin miedo a vivir».

Ahora, en conmemoración del décimo aniversario, sacan a la luz el documental de la serie en su canal de youtube. Malviviendo supuso un pelotazo, y la fama que adquirieron de golpe, en especial en el público joven.

Es gracioso, porque antes David no podía acercarse por los institutos sin que le reconocieran, ahora que nuestros seguidores se han hecho mayores puede pasar tranquilo – Teresa.

Es difícil conseguir que tu producto se vuelva viral, pero más complicado es mantenerte en la cresta de la ola; el equipo de Diffferent ha conseguido un público leal gracias a mantenerse siempre fiel a su espíritu.

Más artículos
‘PUNK. Sus rastros en el arte contemporáneo’ en el MACBA