El cambio de Yorokobu: la serpiente muda su piel


¿Cuántos de vosotros continuáis comprando y leyendo revistas en papel? Hay muchos que dicen que el papel tiene los días contados en el siglo 21 y puede que tengan razón. Los periódicos cada vez más disminuyen sus páginas de información y aumentan las de publicidad, muchas revistas han abandonado su versión física para ofrecer una versión digital con menos costes y más interactividad. La guinda además es que cada vez somo más conscientes del estado del medio ambiente y el chip del reciclaje se activa más a menudo en nuestra cabeza, haciéndonos consumir menos productos de plástico y más productos usados con papel reciclado.

Publicidad

Silenzine, a pesar de ser un medio digital, todavía somos consumidores de este formato físico y en papel. De echo muchas de nuestras referencias que nos inspiraron para crear nuestra revista fueron publicaciones como Cinemanía, Fotogramas, Hobby Consolas y Yorokobu, entre muchas otras. Hoy estamos especialmente contentos porque una de ellas publica su número 100 por todo lo alto.

Yorokobu sigue al pie del cañón con sus publicaciones sobre creatividad, innovación, cultura, tendencias… Por supuesto tienen su página web donde podéis estar horas y horas navegando y encontrando contenido muy interesante pero lo sorprendente es que su versión en papel sigue teniendo mucha popularidad teniendo en cuenta la situación social que explicábamos al principio y que vivimos actualmente.

Un cambio necesario

En la redacción de Silenzine hemos disfrutado mucho con el número 100 de Yorokobu. Este número marca un antes y un después muy claro y a la vez necesario. En la portada ya encontramos una ilustración increíble de una serpiente enroscada muy elegante y colorida creada por los artistas del estudio Vasava. Un símil estupendo del cambio que quieren transmitir, ya que las serpientes mudan la piel para desprenderse de parásitos y evitar a sus depredadores.

Publicidad

 

A partir de ahora la revista llegará a los quioscos en forma de monográfico y recogiendo los contenidos más interesantes del mes dirigidos a un público joven (de 20 a 30 años) con la intención de reenganchar a ese público a la lectura sin “ruido”, sin anuncios que aparecen cuando estás leyendo, sin cookies, sin necesidad de hacer scroll, garantizando una mayor concentración, y lo que es más importante, hacerte reflexionar sobre temas actuales.

Manifiesto

Como anotación final a este artículo, queríamos añadir que, desde el gremio del periodismo del entretenimiento, ya sea en formato digital o físico, seguimos luchando para no perder a nuestro público sea el sector que sea y seguir ofreciendo contenido de calidad. Vivimos en una sociedad donde el vídeo predomina por encima de la lectura y es nuestra misión equilibrar la balanza para no perder hábitos que nos enriquecen tanto emocional como intelectualmente. Al menos desde Silenzine y Yorokobu seguiremos luchando para cumplir nuestra misión con éxito.

Anterior ‘Malos Tiempos en El Royale’
Siguiente Explicación de la película 'Hereditary' para los que no entienderon una mie

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *