Jamie Cullum is in da house.


Bienvenidos a la Revolución del Jazz. Pasen y vean al hombre multinstrumento. Algo no visto en el mundo de la música. Señoras y señores, se adentra en la sala… JAMIE CULLUM.

Este tio me cae muy bien. No es el tipo de persona formal que se sienta delante del piano y tira su americana negra hacia atrás para sentarse. Jamie Cullum llegó al mundo para romper las normas del mundo convencional y «british». En cada una de sus composiciones existe la palabra «creación«, y sobre todo, ritmo. Es blanco, bajito, pero si le abrimos el corazón, su alma la comparte con el swing de la música negra americana. Y en su voz también lo podemos escuchar, ya que huye de lo dulce, y canta el jazzmaníaco q lleva dentro.

Publicidad

Jamie Cullum nació en Rochford (Essex, Inglaterra) el 1.979. Es cantante y compositor, y ya está felizmente casado con Sophie Dahl (modelo e hija de Roald Dahl). En al actualidad, Jamie Cullum es la voz actual del Jazz. No suena como los clásicos, si no que ha sabido crear un mundo único entorno a él. Entre sus invenciones, existe la versión que hizo en su penúltimo álbum, The Pursuit, de la canción de Rihanna, «Don’t stop the music«. Os la dejo para que comprobéis como suena:

Me pirra cuando da esos «golpecitos» en el piano…! Sabréis de los que os hablo si habéis empezado el vídeo. Y no lo hace en el videoclip sólo, en los conciertos también. Mucha de sus canciones las empieza marcando el ritmo con los golpes en el extremo del instrumento, como si su piano fuera el tambor rítmico de la banda. Reaprovecha su instrumento principal, para sacarle el mayor provecho posible. Tuve la oportunidad de vivirlo, y fue uuna gran noche. Sólo deciros que estaba en el Festival de Cap Roig (más fino y pijo, imposible), y que todos los asistentes, vistieran de Chanel o no, acabaron saliendo de sus asientos, para gritar y saltar, cerca del escenario. Como si fuera el mismísimo Bon Jovi el que estuviera cantando. ¡Aluciné!

Mi post tiene el honor de hablar de él, no sólo por la maravilla artística que es, si no porque saca nuevo disco, Momentum.

Publicidad

Las ganas no le faltan, y las intenciones tampoco. Es hiperactividad en concierto, no para quieto: sube al piano, salta desde el piano, corre, vuelve, suda, se vuelve a sentar encima del piano. Así pues, presenta nuevas canciones, y por lo tanto (permitírmelo), nuevos éxitos. Viene cargado de Jazz, con toques Pop (aunque odio esta palabra). Os dejo la primera joya, y esperemos que muchas más…

Este verano estará en el Festival Peralada actuando, y si mis ahorros me lo hubieran permitido, ahí estaría gritando con desgarro y volviéndome loca por él. Es el alma de la música que todos llevamos dentro, pero a veces escondemos por vergüenza del que dirán. Todos tenemos la capacidad de crear, mejor o peor, pero podemos. Si de pequeños sabemos crear juegos sin sentido y nuevos, ¿por qué no aplicarlo durante toda nuestra vida? Para mi él es el símbolo de lo inesperado. Os animo a darle una oportunidad, y conocer más de cerca el Jazz, un movimiento que nunca para de renovarse, y es muy admirable.

 

 

Anterior Weekend Music @mycroft221
Siguiente Goodnight Gracie. Y a todos los demás

1 Comentario

  1. Avatar
    royo
    29 mayo, 2013
    Responder

    yaaaaO! 😀 sona xulo!

    si que es innovador i original si ! amb tocs de pop… ncara que odiis la paraula ajaja

    la veritat que la seva musica val la pena !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *