Saturn Apartments, el manga futurístico


El cómic que traigo hoy lo descubrí en mi viaje a Toronto durante el verano pasado. Entré en una tienda llena de novelas gráficas y demás y me decidí a comprar algo de ahí. Cuando vi la portada de Saturn Apartments, con el dibujo de un niño dentro de un traje de astronauta, sujetando una miniatura del planeta tierra, y la contraportada en la que aparece una persona con una máscara extraña y un gato con la misma, flotando sobre la superficie de algún planeta, supe que esta historia era para mi.

De hecho, mencioné este libro en nuestro último artículo sobre Sant Jordi y en otro en el que hablaba de las lecturas que iba a devorar el verano pasado. Eso sí, nunca me he propuesto explicaros profundamente nada de esta novela gráfica…hasta ahora.

Publicidad

saturn apartmentsSaturn Apartments, de Hisae Iwaoka, narra la historia de Mitsu, un chico que acaba de graduarse y que es hijo de un limpiador de ventanas. Pero ojo, el relato sucede en un futuro en el que la humanidad ha tenido que ser evacuada de la tierra, pues ya no se puede vivir en ella. Ahora las personas se encuentran en una especie de cápsula gigante que flota alrededor del planeta azul (que ya no es azul ni es nada). Esta cápsula está dividida en varias plantas, y cada una de ellas representa una clase social, siendo la más baja destinada a los más pobres (la clase trabajadora) y la más alta a los más enriquecidos (gente que colecciona ballenas y esas cosas).

Volvamos a Mitsu; él vive en la planta baja de esta estructura que conforma un anillo alrededor de la antigua tierra, y su padre trabajaba limpiando las ventanas que daban a los pisos ricos de las clases altas (pues en las plantas bajas no llega la luz natural del sol). Digo que su padre trabajaba porque la historia empieza con la desaparición de éste, durante un trabajo de limpieza en una de estas ventanas (ya que se trata de un trabajo peligroso). Mitsu, pues, se encargará de sustituir a su padre y, además, intentará averiguar que pasó con él.

Publicidad

saturn apartmentsLo dije en su día y lo vuelvo a decir ahora; cualquier distopía futurística me da la vida, pero no todas están tan bien pensadas como la de Saturn Apartments. No es el típico futuro de coches voladores y robots que te llevan el periódico, lo que entendemos como sociedad cambia radicalmente en este futuro inventado por Iwaoka, aunque también retrocede a sus orígenes de prejuicios y subdesarrollo; ¡Las clases sociales están separadas por el numero de planta! Y además, no trata sólo de eso, este interesantísimo contexto simplemente arropa lo importante; la historia de Mitsu y su ¿Qué hago yo aquí? ¿Qué está pasando? ¿Quién era mi padre? Y todo el misterio que eso conlleva. No es una historia de acción, son las aventuras de un chico en un contexto futurista la mar de bien hecho.

saturn apartmentsLos dibujos tampoco son de lo más típico, el autor juega con las formas redondeadas y las combina con los paisajes desoladores de un planeta deshabitado y una cápsula gigante que contiene a la humanidad completa. En el cómic da la sensación de que no pasa nada, todos los días son iguales y te provoca hasta sensación de claustrofobia; cuando ves a todos los personajes sin poder respirar aire propiamente dicho, cuando las clases bajas no ven la luz del sol en años o cuando alguien paga sumas indecentes de dinero para limpiar una ventana y así poder cumplir su sueño de ver el exterior.

Este manga tiene siete volúmenes y se ha ganado a varios con su estilo simple y su historia compleja. Y yo os lo recomiendo fervientemente, sobretodo si os gusta el tema de ciencia-ficción futurista.

¿Te ha gustado este artículo?
[Promedio: 0]

Publicidad

Anterior Todo lo que tienes que saber sobre la vuelta de Las Chicas Gilmore
Siguiente Jake Lloyd: ¿Qué ha sido del actor de Anakin Skywalker en Star Wars?

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *